miércoles, 23 de diciembre de 2015

Lía



Amada mía 
esta noche
lía con un nudo inmune
tu núcleo al mío.
Ilumina con tu respiración
que demuelen las tinieblas,
el último refugio,
donde se añejan
las uvas terrenales,
y la levadura pondera el pan.

Tu talle de mujer absoluta
tras tu silueta de mujer tolerante
traslucen todo,
el ligero cuerpo
de los pétalos mojados
me atan a la doctrina limpia
con la exactitud de la hora ilógica,
voy entre reverberación y brillo
con la firmeza con los que tus labios
apuntan al norte,
y humedecen mis vocablos
convertidos en silencio,
tu consistencia golpea mi pecho
desde dentro,
con las alas de dos o tres mariposas,
que preguntan 
mientras los sueños responden.



 
 
 


 
  


 




1 comentario:

Animal penitente

 Mi amplia prisa entrega la magnitud de mi coraje. es claridad la lumbre y empacho la luna,  Escapo en dirección a la esencia m...