sábado, 28 de junio de 2014

Enorme corazón estelar








Las aves alzadas por el aire



en el jardín al inicio de la montaña,

cerco mis fanales y bailo 

entre tus mantas de besos

que toman mis gotas,

y cada frase que escondí

en los ojos de mercurio.

El rosal rasga al viento

una y otra vez, 


sombras frías y húmedas 

en el interior de los huesos,

las cosas nos examinan

y nosotros no podemos mirarlas, 

no volveré a sentirme ajeno

aunque no me llegue a saber,

ni urdiré en el baúl de retazos, 

adicionemos caminos

al vagabundo con eclipse en el torso 

de estirpe bonachona.

Enorme corazón estelar

se aproxima con el pez de luz

que abre travesías al alba,  

nos acompañan olores andinos

crepúsculos azules

esponja escarchada de recuerdos

ardor de seco labio cuarteado

prolongada marcha por el valle,

descalzos pisando cardos

brazas que ya se extinguían

levantando sus nubes irritantes,

nos llamó noche adentro

escuchando a si misma

escuchando a si mismo.












  

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Huesos púrpuras

Mujer tu nombre es el amor, rosa de fuego en la noche gélida de los andes, mi necesidad un cuerpo  que descubre sus misterios,  eres ...